Cálculos renales complejos, con solución sin cortes

Se trata de una Cirugía Retrógrada Intrarrenal (RIRS) para el tratamiento de un cálculo renal, un procedimiento quirúrgico endoscópico que permite el tratamiento de patología en el interior del riñón sin necesidad de heridas.